Seminarista del Verbo Divino, viola, embaraza y golpea a joven con limitación mental, y permanece en libertad

Argentina. Una mujer de 42 años pero con una limitación mental debido a una enfermedad fue violada por un ex seminarista perteneciente al Instituto del Verbo Encarnado. Por causa de la violación, la mujer-quién se desconoce su identidad por protección- dio a luz a un niño y por ende, el religioso no se hizo responsable por la madre y el niño.

Según los informes por parte de las autoridades, en el juicio contra el religioso por parte de la familia de la víctima, el juez José Luis Martino, en lugar de llevar la sentencia acorde a las evidencias, pues la joven no solamente fue violada, sino golpeada brutalmente por parte de acusado, y Martino, simplemente decidió dejarlo en libertad.

Ante esta situación, el responsable del Instituto de Verbo Encarnado, el sacerdote Gabriel Zapata, aclara que antes de haber ex pulsado al ex seminarista, ya había cometido actos obscenos en las instalaciones de dicha institución.

La madre de la ofendida, juntamente con su hija y nieto, se marcharon lejos de la catedral Maximiliano Kolbe, evitando las miradas y la vergüenza que ambas sufrieron por parte de un criminal, que dicho sea de paso fue encubierto por “la justicia”, sencillamente escapando a su lugar de origen y sin pena ni gloria, sin afrontar los crímenes que cometió: Abusar de una persona mentalmente incapacitada, violándola y dejándola embarazada. El juez Martino, no tuvo pantalones y hoy en día, ha dejado su cargo, pues la autoridades pertinentes en Argentina vieron su alto grado de leyenda.

Estos son los tentáculos y dominio que tiene la iglesia católica, nunca pagar por la justicia y salirse con la suya es su negocio.